Si estás pensando en hacer reformas en tu casa y quieres invertir una cantidad adecuada de dinero y en un tiempo prudencial durante el proceso, ¡has llegado al lugar indicado! Ya sabemos lo estresante que pueden llegar a ser las reformas en un hogar, dadas las miles de cosas que hay que tener en cuenta para que todo quede como lo habías planeado.

Te aportamos ideas antes de ponerte manos a la obra, hemos reunido una serie de instrucciones a seguir durante la reforma, así como unos consejos, que te ayudarán a ahorrar tiempo y dinero durante el proceso. ¡Toma nota!

Atento a las instalaciones de electricidad, gas natural y agua

Lo primero que hay que tener en cuenta a la hora de reformar una vivienda es la seguridad de las personas que viven dentro de ella. Por ello siempre hay que contar con la ayuda de profesionales del ámbito que te orienten para conseguir la mejor opción cuando reformes tu hogar.

Además, hacer una reforma sin asesoramiento técnico puede ser todo un caos: si nos ponemos a derribar tabiques a lo loco, podemos provocar una avería en las instalaciones de electricidad, gas natural y agua de nuestro hogar.

En caso de que se produzca una avería en una de estas instalaciones durante la reforma en tu vivienda, te aconsejamos ponerte en contacto inmediatamente con la empresa encargada del suministro, ya sea la distribuidora o la comercializadora. Si tu hogar se encuentra en los alrededores de Madrid como por ejemplo Móstoles y quieres contactar con Endesa, puedes encontrar el teléfono aquí; si tu localidad es Alcalá de Henares y necesitas el contacto de Endesa, consulta en esta página web.

Consejos para ahorrar en una reforma

Para que no se te escape ningún detalle en tu reforma, hemos creado una lista de consejos a seguir que se deben aplicar a cualquier tipo de reforma:
1 – El primer paso es hacer una lista con las necesidades de tu hogar, es decir, aquello que quieres solventar con la reforma. Piensa en los problemas actuales que tiene tu casa y haz una lista de prioridades: céntrate en lo que verdaderamente necesitas. Una vez cubiertas las necesidades primarias, piensa en aquellos grandes detalles que con la reforma te gustaría hacer. Sé coherente con tu presupuesto.
2 – Ligado a esto último, haz un cálculo aproximado de cuánto podría costarte la reforma, pidiendo asesoramiento a profesionales del ámbito. Una vez sepas el coste, ajusta tu presupuesto o reduce tu lista de necesidades secundarias.
3 – Busca una empresa de reformas que establezca un presupuesto personalizado y con las partidas bien explicadas. Te recomendamos que compares presupuestos de más de 2 empresas diferentes. Para encontrar la mejor compañía de reformas siempre puedes optar por utilizar comparadores online.
4 – En las reformas también hay que tener en cuenta ciertos aspectos relacionados con la estética por lo que sería interesante pedir asesoramiento a un decorador para elegir el color de las paredes, los suelos, la grifería, los muebles de la cocina, etc. Existen empresas de reformas que incluyen este servicio.
5 – Probablemente tengas que pedir algún permiso de obra. Algunas empresas de reformas se encargan de todo el papeleo con respecto a las autorizaciones pertinentes, para ello cuentan con un ingeniero técnico o arquitecto. Te facilitarán el camino a recorrer antes de comenzar con la reforma.
Estos son solo algunos tips que debes mantener presente en tu memoria antes de empezar las reformas en tu casa. Una vez comience la reforma, nuestros consejos son: paciencia y claridad ante todo. Las reformas toman su tiempo y es muy probable que surja algún imprevisto durante el proceso; es importante no perder los nervios y dialogar con lógica. Por último, cuando haya algo que no te guste, ¡no dudes en decirlo! Al fin y al cabo es tu casa y eres tú quien paga por la reforma.